El abuso sexual y el concepto de adulto vulnerable

Siempre que se habla de abuso y sobre todo, cuando se refiere a abuso sexual, es necesario enfatizar en que éste se da en relaciones donde se ejerce poder, donde una persona está en situación de vulnerabilidad, de sometimiento o de falta de libertad.

Esta situación de desbalance puede estar marcada por la diferencia de edad, diferencia de conocimiento o experiencia, diferencias de fuerza o diferencias en la capacidad física y mental.

Esto significa que puede darse una situación de abuso sexual entre dos menores de edad, que, a pesar de tener una edad similar, tienen experiencias sexuales diversas. Por ejemplo, si se trata de dos niños de 6 años, claramente no habría un agresor, ya que, no cuenta con la sevicia necesaria para definirlo como tal; pero sí hay una víctima, en tanto que experimenta un daño o perjuicio en su salud física o emocional

¿Qué significa una diferencia de poder? La diferencia de poder está marcada por aspectos que hacen que una de las dos personas tenga más capacidad de actuar, de decidir, de planear, de influir en otros, ya sea por su cargo, por su capacidad financiera, por el estatus familiar o social, por su nivel intelectual o su capacidad de manipular.

Algunos ejemplos donde estas relaciones de asimetría en el poder se hacen evidentes es en la relación de un jefe con su subalterno, de un profesor con su aprendiz, de un director espiritual con su discípulo, de un gobernante con alguien del común, de un hombre que lleva las riendas de la casa con su esposa sumisa y obviamente se hace evidente entre padres e hijos, entre adultos y menores de edad, y, también, entre una persona adulta y otro adulto vulnerable.

siempre se debe hablar de alguien en condición de vulnerabilidad ya que esta condición puede cambiar o el adulto puede ser capaz de salir de ella

¿Qué significa ser un adulto en situación de vulnerabilidad? Vulnerable, es un adjetivo que hace referencia a alguien que es susceptible de ser dañado o herido, en lo físico, emocional o moral debido a sus características personales y al tipo de relación en la que se encuentra. Son personas que por sus características o por sus historias de vida son frágiles, sumisas, delicadas, manipulables, sensibles, ingenuas o que están pasando por circunstancias especiales en las que no son libres de actuar y defenderse como por ejemplo falta de independencia económica, enfermedad física o mental, están atravesando un duelo, o están solas y no cuentan con red de apoyo familiar o social. Se considera vulnerable a una persona que presenta condiciones sociales, políticas, económicas, educativas o culturales que la dejan en desventaja con respecto a otras.

¿Adulto vulnerable o en condición de vulnerabilidad?

Cuando nos referimos a alguien vulnerable, le estamos adjudicando una característica personal, cuando hablamos de situación de vulnerabilidad, hacemos énfasis en el contexto en el cual la persona queda en situación de mayor riesgo. Y desde una perspectiva positiva, siempre se debe hablar de alguien en condición de vulnerabilidad ya que esta condición puede cambiar o el adulto puede ser capaz de salir de ella.

Los casos de abuso sexual a adultos en condición de vulnerabilidad son comunes, como lo es el abuso sexual infantil. Debemos asegurarnos de crear espacios seguros en donde estén protegidos y donde garanticemos su seguridad en cada momento.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *